PrintPor qué los atletas deben elegir productos que han sido rigurosamente examinados

Cuando el triunfo está en juego, muchos atletas aspiran a aumentar su rendimiento con ayudas ergogénicas y suplementos nutricionales que no sólo le dan una ventaja extra, sino que también ayudan a satisfacer sus necesidades dietéticas.

Sin embargo, los atletas se arriesgan al consumir muchos de los suplementos nutricionales disponibles en el mercado. Puede ser difícil diferenciar entre un producto de alta calidad y uno que puede contener ingredientes que conllevan a una prueba de detección de drogas positiva.

La Agencia Mundial Antidopaje (WADA, por sus siglas en inglés)) es una agencia internacional creada en 1999 para promover, coordinar y vigilar la lucha contra el dopaje en el deporte. Según el Código Mundial Antidopaje, los atletas son “estrictamente responsables” de todo lo que pueda encontrarse en sus cuerpos (1). Esto incluye cualquier sustancia prohibida, independientemente de la forma en que la sustancia haya entrado en el cuerpo y sin importar cuánta sustancia pueda estar presente, incluyendo los residuos de metabolitos y biomarcadores que pueden existir en los ingredientes de los productos o en las materias primas.

La WADA declara que las sustancias están prohibidas si cumplen al menos dos de los tres criterios siguientes:

  1. Contiene ingredientes que mejoran el rendimiento.
  2. Pone en peligro la salud del atleta.
  3. Interfiere o infringe el espíritu del deporte.

La regulación de los suplementos también puede variar entre países y muchos tienen normas poco estrictas. Desafortunadamente, muchos productos contienen sustancias prohibidas que no figuran en la etiqueta, una práctica conocida como adulteración deliberada (2). Los investigadores estiman que el 3-25 por ciento de los suplementos dietéticos contienen cantidades de esteroides o estimulantes contaminantes no declarados en la etiqueta (3,4).

Debido a la política de “responsabilidad absoluta”, numerosas pruebas de detección de drogas positivas se han atribuido a la falta de regulación y al etiquetado incorrecto. Esta es una preocupación importante para muchos atletas que toman suplementos nutricionales.

Los atletas pueden resultar en pruebas positivas por una sustancia prohibida, aunque hayan ingerido la sustancia sin saberlo o que residuos hayan ingresado en el suplemento mediante contaminación cruzada durante el proceso de fabricación. Dado que las pruebas no pueden distinguir entre el uso conocido y el uso involuntario de sustancias prohibidas, ahora es más importante que nunca que los atletas sepan y se sientan confiados en que los suplementos que están usando han sido sometidos a pruebas y están aprobados para su uso en el deporte.

La prueba de detección de drogas se le puede realizar en cualquier momento a un atleta, en temporada o fuera de una temporada. Las sanciones para una prueba positiva pueden variar desde una suspensión parcial de la temporada, suspensión de uno o dos años, pérdida de elegibilidad o prohibición de por vida para practicar el deporte. Los riesgos son altos para los que eligen usar suplementos con ingredientes y/o calidad cuestionables.

Se ha tomado en cuenta la necesidad de pruebas rigurosas de productos y de normas de calidad en las que puedan confiar los atletas. Los productos AMPED™ Isagenix  han sido sometidos a pruebas y de certificación Informed-Sport. Esta certificación ayuda a garantizar que no hay residuos de sustancias prohibidas en los productos, incluyendo aquellas que son producto de la contaminación cruzada durante la fabricación, que pueden dar como resultado una prueba de detección de drogas positiva.

Informed-Sport para la línea de productos de nutrición deportiva AMPED es otro ejemplo del compromiso de Isagenix con la calidad absoluta.

Referencias

  1. World Anti-Doping Code. 2015 Jan 1. Retrieved from https://www.wada-ama.org/en/resources/the-code/world-anti-doping-code.
  2. Champagne AB and Emmel KV. Rapid screening test for adulteration in raw materials of dietary supplements. Vibrational Spectroscopy. 2011 Mar 31; 55(2): 216-223.
  3. Judkins CMG, Teale P, and Hall DJ. The role of banned substance residue analysis in the control of dietary supplement contamination. Drug Testing and Analysis. 2010 Sep; 2(9): 471-420. doi: 10.1002/dta.149.
  4. de Hon H. and Coumans B. The continuing story of nutritional supplements and doping infractions. Br J Sports Med. 2007 Nov 1; 41: 800-805. doi: 10.1136/bjsm.2007.037226.